Lunes, 14 Agosto 2017 14:11

Un gran festejo a la italiana

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
Un centenar de personas participaron del tradicional almuerzo de la bagna cauda. Un centenar de personas participaron del tradicional almuerzo de la bagna cauda.

COSTUMBRES. La Familia Piemontesa de Paraná deslumbró en un almuerzo inolvidable. Música, risas, charla, teatro, sorpresas y deliciosa comida fueron las protagonistas del domingo 6 de agosto pasado en el quela Asociación Paranaense atrajo a sus invitados a un almuerzo para culminar los festejos de su 30° aniversario, consistente en la tradicional Bagna Cauda, una comida típica italiana proveniente del Piemonte. ¿Cómo nació este plato?

Desde muy temprano por la mañana, los miembros de la Comisión Directiva de la Familia Piemontesa de Paraná, pusieron su empeño y sus mejores energías en arreglar el salón José Valentín Varela del centro Alberdino (ubicado en Perón 778) con los colores de la bandera de la región italiana del Piemonte, con la mayoría de los ornamentos a cargo de una piemontesa experta en telas, Anna Rosa Petterín 

 

También, desde su lugar en la cocina, la profesora Laura Moro y su esposo, el ingeniero Jorge Rigoni, pusieron manos a la obra en preparar al verdadero protagonista de la jornada: la salsa de la Bagna Cauda. En un diálogo con ABZ, la docente explicó cómo nace y se prepara este platillo: “a causa de la gran hambruna que sucedió en Italia, sumada al frío, los piemonteses hace muchos años idearon esta receta para combatir ambos males. Colocando aceite de oliva con ajo y anchoas, crearon esta salsa con un sabor muy particular que acompañaban con distintas verduras”.

 

HISTORIA. La asociación lleva celebrando este evento desde los años ’80, que comenzó siendo una reunión íntima entre socios que fue creciendo hasta ser un evento que llega a no-socios, curiosos y también gente que desconocía esta receta. Sin embargo, el particular y fuerte sabor de esta salsa fue modificándose tras la inmigración a Argentina en años anteriores. “La receta fue modificándose con el paso del tiempo: el sabor se vuelve mucho más suave gracias a la crema de leche, elemento que ahora se agrega a la bagna cauda y así se ‘argentinizó’ esta comida”, prosiguió Moro.

Sin perder tiempo, la gente fue acercándose al salón alrededor de las 13 horas, siendo bienvenidos por la presidente Yolanda Trossero de forma muy amable, charlando con cada uno de ellos. En menos de una hora, la estancia se llenó de los más de 100 invitados quienes, entre animadas conversaciones y acompañados de un buen vino, degustaron la bagna cauda junto con verduras y pastas. La presidente acompañada de otro miembro de la Comisión Directiva, Eduardo Boggione, dieron formalmente la bienvenida a sus invitados mostrándose visiblemente alegres y emocionados de festejar su aniversario como asociación junto a los presentes.

 

VISITAS. En esta particular fecha, Paraná recibió la visita de miembros de la Familia Piemontesa de San Francisco (Córdoba), quienes hicieron una actuación a lo largo de la tarde del domingo, que divirtió a los invitados y a los mismos miembros de la comisión directiva con un sketch cómico. “Mis alumnos me fueron contando distintas anécdotas y a partir de ellas fue como armamos esta presentación”, explicó Javier Venica, profesor del taller de teatro de la Cantata Piemontesa de San Francisco que sacó las carcajadas de los presentes que ya se encontraban degustando una taza de café junto con un típico postre piemontés: el clásico tiramisú, preparado también por un miembro de la Comisión Directiva, Alejandra Petterín.

Ya casi llegando al final de la jornada, el ingeniero César Osella fue el encargado de otra de las tradiciones de la Fiesta de la Bagna Cauda y bebida típica del Piemonte: Vin Brülè (traducido al español: vino caliente). Osella explicó a ABZ la preparación de esta particular bebida: “colocando vino en una olla, se echan cáscaras de manzana, naranja y limón junto a clavos de olor y por cada litro de vino, 100 gramos de azúcar. Al producirse el primer hervor, se prende fuego la preparación para que el alcohol se queme y pueda degustarse”. También, este brebaje fue creado como una solución al frío intenso que suele vivirse en la zona norte de Italia, especialmente en Piemonte, que se encuentra rodeado de montañas y nieve en las épocas invernales. 

Luego, también, de baile y otras sorpresas, la Familia Piemontesa de Paraná no pudo evitar demostrar su cansancio, pero orgullo al mismo tiempo tras un exitoso evento que dejó a todos los presentes con una sonrisa en el rostro a la hora de irse a casa. Sus festejos dieron por finalizado, pero la felicidad por un trabajo bien hecho fue la recompensa más grande para esta asociación que ya dejó las ganas para su futura bagna cauda el próximo año.

 

Las verduras que acompañan a la salsa.

Preparación del Vin Brülè (traducido al español: vino caliente). Bebida típica italiana.

Visto 149 veces
Fedra Venturini

Especial ABZ

1 comentario

  • Enlace al Comentario Laura Moro Martes, 15 Agosto 2017 02:21 publicado por Laura Moro

    Maravillosa imagen realista de todo lo vivido a pleno el domingo 6 de agosto. Pero transmitido con tanto amor que llega al alma. Porque efectivamente fue mucho más que una BAGNA Cauda. Fue mucho más que una comida. Fue un gran encuentro de hermosas y dignas personas que "usan" estos encuentros para poder expresar un conjunto de valores que nos dignifican : el trabajo, las tradiciones, el esfuerzo, el valor de la palabra, la honradez, la sinceridad y tantas otras. Y que en el nombre y en el emocionado recuerdo de nuestros ancestros queridos, queremos revivir para que aquellos que nos siguen, sientan la enorme fuerza que tienen esos valores inmutables. Gracias Fedra por haberlo captado y descrito tan bien. Gracias por ser la continuidad viva de esos valores!

    Reportar

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.